Amaren Tempranillo 2008

Zona: D.O.Ca. Rioja
Uva: Tempranillo
Grado: 14.5%
Bodega: Amaren
Botella: 75cl.

Más detalles

Mas productos de

0
0/5 - 0 Opiniones

26,11€

Este producto ya no está disponible


Más

Amaren Tempranillo Reserva "un montón de notas balsámicas"

  • Añada: 2008

  • Tipo de Vino: Tinto

  • Variedad de uva principal: Tempranillo

  • Bodega: Amaren

  • Amaren Tempranillo es un vino de Rioja Reserva que marida bien con embutidos, carne de cerdo, cordero, ternera y caza; especialmente asados o a la parrilla, chuletillas al sarmiento o a la brasa. Servir entre 16ºC y 18ºC.

  • Amaren Tempranillo Reserva  es un vino tinto elaborado con cepas de más de 60 años, de la variedad de uva Tempranillo, de viñedos con unos rendimientos en torno a 3500 Kilos por hectárea en la D.O.Ca. Rioja. Vendimia a mano en pequeñas cajas de plástico, con selección de racimos a su llegada a la bodega en mesa de selección. Tras su despalillado y fermentaciones en pequeños depósitos, permaneció durante 18 meses en barricas nuevas de roble francés, donde también realizó la fermentación maloláctica. Producción limitada. Grado: 14.5% vol. En la cata de vinos, se muestra de color rojo picota de capa alta. En nariz es balsámico, elegante en todas sus fases, con una buena concentración frutal y notas de maderas. Final persistente, sedoso y muy agradable.

  • La Guía de Vinos, The Wine Advocate probó este vino en diciembre de 2013, y dio ? puntos Parker. "El 2008 Reserva Amaren Tempranillo huele como una hoguera en frío con un montón de notas balsámicas, incienso, ceniza de cigarro, maderas nobles y tostadas que hablan principalmente sobre el barril. En boca revela un exceso de taninos astringentes que hacen que sea difícil para beber sin comida. Un poco de un signo de interrogación".
  • Bodegas Amaren nacen en 1.995 como homenaje a Ángeles, madre de Juan Luís Cañas, propietario de Bodegas Luís Cañas, que dedicó su vida a las labores del campo y de la bodega, en Villabuena de Álava. Su nombre "Amaren" significa en euskera como "el vino de la madre". Sus viñedos están formados por 22 hectáreas de cepas de más de 60 años y 30 hectáreas de las variedades Tempranillo, Graciano, Viura, Malvasía, plantadas en suelos pobres, situadas en laderas y terrazas con una buena exposición solar y protegidas al norte por la Sierra Cantabria. Disponen de unas raíces muy profundas que aportan a los vinos personalidad, mineralidad y mayor resistencia a las sequías. Están controladas y dirigidas por un equipo técnico que aplica una viticultura racional y respetuosa con el medioambiente.

Opiniones (0)

Ningúna opinión por el momento.


Sólo los usuarios registrados pueden opinar. Iniciar Sesión